Esta sábado hace 10 años del suceso que cambió la economía mundial. Las hipotecas subprime y la amalgama de productos financieros basura solamente fueron la punta del iceberg, pero no los causantes de la mayor crisis económica de la historia reciente. La verdadera pregunta que debimos hacernos en ese momento es: ¿cómo hemos podido llegar a estos niveles de apalancamiento tan salvajes?